Música clásica desde 1929

Editorial

95 años de pasión musical
Noviembre 2023 - Núm. 977

95 años de pasión musical

Noviembre de 2023 marca un hito histórico para la música clásica en España: la revista RITMO celebra su nonagésimo quinto aniversario. Casi un siglo de existencia es un logro impresionante que merece ser reconocido y celebrado. A medida que nos adentramos en este año 95 de RITMO, no podemos evitar reflexionar sobre su legado y su papel en la promoción y apreciación de la música clásica. Este editorial conmemora los logros, desafíos y esperanzas que han marcado el viaje de la revista a lo largo de los años.

Fundada en noviembre de 1929 por el apasionado músico y empresario Fernando Rodríguez del Río, RITMO nació en una época de desafíos e incertidumbre en el mundo de la música clásica. En medio de las agitadas décadas de 1920 y 1930, Don Fernando emprendió la aventura de crear una revista musical que se convertiría en un pilar de la cultura musical española. Este pianista inquebrantable, agente de conciertos y prolífico escritor reunió a los mejores músicos y críticos de la época para dar vida a su visión.

Higinio Anglés, Conrado del Campo, Manuel de Falla, Joaquin Nin, Joaquín Rodrigo, Adolfo Salazar, Federico Sopeña, José Subirá y Joaquín Turina, así como otros destacados nombres figuran en la lista de colaboradores de los primeros años de RITMO, contribuyendo a su crecimiento y prestigio. Don Fernando, a pesar de su pequeña estatura física, poseía un espíritu inquebrantable y una pasión incansable por la música. Mantuvo una labor constante en el mundo musical hasta mayo de 1976, cuando la dirección de la revista pasó a manos de su hijo, Antonio Rodríguez Moreno.

La era de Rodríguez Moreno dejó una huella imborrable en la historia de RITMO. Fue una época de ediciones excepcionales dedicadas a figuras notables como Victoria, Mozart, Beethoven, Falla, Schubert o Stravinsky, entre otros. La revista también abrazó la creciente influencia del mundo del disco, destacando el número dedicado al Fonógrafo. Durante este período, surgieron nuevas figuras en la crítica musical y en la redacción, cuyos nombres y contribuciones aún resuenan en el mundo de la música clásica en España, cuyo detalle se puede ver en la página de nuestra Web “Ritmo 1929-20XX”.

La tercera generación de la familia Rodríguez, encabezada por Fernando Rodríguez Polo, asumió el timón de RITMO en marzo de 2010, hasta nuestros días. Este período ha estado marcado por desafíos tecnológicos y económicos debido a la revolución de Internet. La creación de la figura del editor, a cargo de Gonzalo Pérez Chamorro, permitió a RITMO abordar estos desafíos con éxito, creando un tándem editorial, en el que el reparto de funciones ha permitido el desarrollo de muchas y novedosas iniciativas tecnológicas y editoriales. Gracias a todo ello, la revista se ha ido adaptando a las demandas cambiantes de los consumidores de música y cultura, y ha desarrollado una presencia sólida en línea, llegando a una audiencia de más de 75.000 profesionales y amantes de la música cada mes a través de sus diversos medios y redes sociales.

A lo largo de sus 95 años de existencia, RITMO ha sido más que una simple revista. Se ha convertido en una enciclopedia viva de la vida musical española e internacional. Ha sido un faro que ha iluminado el camino de la música clásica en España, promoviendo la apreciación de la música y proporcionando una plataforma para el diálogo y la crítica musical, siendo estudiada y reflejada en tesis doctorales y universidades.

Mientras celebramos los logros pasados de RITMO, también miramos hacia el futuro con optimismo. La revista ha demostrado una capacidad constante para adaptarse y evolucionar, lo que le ha permitido mantener su relevancia en una era de cambio constante, siempre apoyada en un rico equipo de colaboradores. A medida que avanzamos, estamos comprometidos a seguir siendo un recurso invaluable para todos los amantes de la música clásica, brindando información actualizada, crítica experta y una plataforma para la discusión y el descubrimiento musical.

Los 95 años de RITMO son un testimonio del poder de la pasión, la dedicación y el compromiso con la música clásica. A medida que celebramos este hito, reafirmamos nuestro compromiso de seguir siendo un faro de luz en este vasto océano cultural, guiando a generaciones futuras de melómanos y continuando nuestra misión de enriquecer la vida cultural de España. Con la esperanza de muchos años más de RITMO, levantamos nuestras copas en honor a este legado musical duradero. ¡Feliz 95 aniversario, RITMO!

167
Anterior Streaming domina y físico resiste
Siguiente Recuperación, ma non troppo

Editoriales anteriores (hasta mayo 2011 - resto desde 1929 en "Ritmo Histórico")

La paradoja de Wagner
Mayo 2013 - Núm. 863
El disco se queda sin escaparates
Abril 2013 - Núm. 862
Teatro Real, suma y sigue
Marzo 2013 - Núm. 861
RITMO HISTÓRICO: 1929-2013
Febrero 2013 - Núm. 860
Pareja de baile
Enero 2013 - Núm. 859
Economías orquestales
Diciembre 2012 - Núm. 858
¡Papi, qué entretenido…!
Noviembre 2012 - Núm. 857
Cuestión de concepto
Octubre 2012 - Núm. 856
Matar al ruiseñor
Septiembre 2012 - Núm. 855
Classical:NEXT
Julio-Agosto 2012 - Núm. 854
¡ES QUE... LO TIENE TODO!
Junio 2012 - Núm. 853
Conquistas históricas
Mayo 2012 - Núm. 852
¿Recortar o echar el cierre?
Abril 2012 - Núm. 851
¡Viva La Pepa!
Marzo 2012 - Núm. 850
Midem, 2012: en los vaivenes del disco
Febrero 2012 - Núm. 849
Asalto cultural
Enero 2012 - Núm. 848
Nuevo gobierno; ajuste cultural
Diciembre 2011 - Núm. 847
Crisis de ventas y patrocinio discográfico
Noviembre 2011 - Núm. 846
Convenientes... y necesarios
Octubre 2011 - Núm. 845
SGAE, siglo XXI
Septiembre 2011 - Núm. 844
Camino a la esperanza
Julio-Agosto 2011 - Núm. 843
Política, políticos y música
Junio 2011 - Núm. 842
Algo se mueve
Mayo 2011 - Núm. 841
123456