Música clásica desde 1929

Discos recomendados de Ritmo

En esta sección encontrará los 10 discos que la revista RITMO recomienda cada mes, clasificados por meses y por su orden de recomendación del 1 al 10. Se archivan los recomendados desde junio 2011, para ver anteriores ir a "Ritmo Histórico".
Haciendo "clic" en el título de cada disco o sobre la foto, accederá a su ficha y a la crítica publicada en Ritmo y, cuando es posible, a las diferentes tiendas donde podrá adquirir el disco físico, o a las plataformas digitales desde donde podrá escucharlo en "streaming" o descargarlo online.

Ritmo Junio 2024 - Núm. 984

TOPOS. MÚSICA ORQUESTAL GRIEGA DEL SIGLO XX

Obras de MICHAELIDIS, KALOMIRIS, CONSTANTINIDIS, SKALKOTTAS.
Noé Inui (violín); Orquesta Sinfónica Estatal de Tesalónica / Zoi Tsokanou.
Naxos 8.574436 (CD)



La crítica

Con el título de Topos · Música orquestal griega del siglo XX, y bajo una semántica musical de connotación territorial, este disco de Naxos ahonda en la influencia folklórica en la escritura sinfónica del cosmos griego, alimentada a su vez por las estéticas del cambio de siglo. Bajo inflexiones modales, la monodia bizantina y el acento folklórico, el breve Al alba en el Partenón del músico grecochipriota Solon Michaelides (1905-1979) se impregna también del perfume del impresionismo francés. Una visión de armonías más estáticas y tamizada por el sonido alla Rimsky-Korsakov resulta perceptible en las Imágenes isleñas, colección de danzas para violín y orquesta de Manolis Kalomiris (1883-1962) basadas en temas populares del Dodecaneso, archipiélago del que también toma el compositor esmirnés Yannis Constantinidis (1903-1984) material folklórico para construir sus tan estilizadas como coloristas dos Suites Dodecanesas.

Por último, las ingeniosas Cinco danzas griegas, de quien fuera el compositor puente entre el nacionalismo musical griego y la vanguardia vienesa, Nikos Skalkottas (1904-1939), muestran una inventiva armónica que, en arreglo para cuerda de Walter Goehr, señalan su cromatismo. Con la participación del violinista japonés Noé Inui en la obra de Kalomiris y una muy atenta Orquesta Sinfónica Estatal de Tesalónica bajo las órdenes de la idiomática directora Zoi Tsokanou, esta excelente grabación denota que estas obras no hubieran tenido mejor interpretación posible.

Justino Losada

60
Anterior CALDARA: Arias para bajo
Siguiente BACH: Cantatas (Vol. 44)