Música clásica desde 1929

Discos recomendados de Ritmo

En esta sección encontrará los 10 discos que la revista RITMO recomienda cada mes, clasificados por meses y por su orden de recomendación del 1 al 10. Se archivan los recomendados desde junio 2011, para ver anteriores ir a "Ritmo Histórico".
Haciendo "clic" en el título de cada disco o sobre la foto, accederá a su ficha y a la crítica publicada en Ritmo y, cuando es posible, a las diferentes tiendas donde podrá adquirir el disco físico, o a las plataformas digitales desde donde podrá escucharlo en "streaming" o descargarlo online.

Ritmo Julio-Agosto 2022 - Núm. 963

LISZT: Lieder.

Konstantin Krimmel, barítono. Daniel Heide, piano.
AVI LC15080 (CD



La crítica

CANCIONES DEL CIELO

Con algunas excepciones, los Lieder de Liszt se han mantenido tradicionalmente en un segundo plano. Sin embargo, desde hace un tiempo están tomando más protagonismo, tanto en los escenarios como en las grabaciones, reivindicados por artistas del mayor nivel; me refiero, en el caso de las grabaciones, a discos como Freudvoll und Leidvoll, con Jonas Kaufmann y Helmut Deutsch, o los Sonetos de Petrarca, grabados en las tres versiones por Andrè Schuen y Daniel Heide.

Precisamente este último disco era el primero de un ambicioso proyecto del pianista, la grabación de la integral de Lieder de Liszt, y el que tenemos entre manos es el segundo. Si la serie empezaba con los Lieder más célebres del compositor, este CD alterna algunos relativamente conocidos con otros perfectamente desconocidos, es un programa bien equilibrado. Los más conocidos están reunidos por los artistas en dos grupos a modo de ciclo: cinco de los escritos a partir de poemas de Goethe (el sexto, una canción de Mignon, aparecerá en un próximo volumen) y los siete con poemas de Heine, todos ellos en sus últimas versiones (puesto que Liszt reescribió bastantes de sus canciones). Los desconocidos son siete Lieder compuestos en sus últimos años, con poemas de poetas también poco conocidos como Friedrich von Bodenstedt.

Si para el primer disco Heide contó con Andrè Schuen, para este segundo mantiene el magnífico nivel con otro barítono, el joven Konstantin Krimmel (y "joven" no es una manera de hablar, tenía veintisiete años cuando se grabó el disco). Krimmel destaca por una emisión limpia, un control mayúsculo de las dinámicas, un bello timbre de barítono lírico, una dicción clara, un canto tan refinado como expresivo y una evidente conexión con los textos que canta. Todo ello con una naturalidad asombrosa, sin el menor rastro de afectación, que hace que todo suene fácil, como cantado sin el menor esfuerzo. Esta naturalidad es, realmente, lo que hace que recibamos estos Lieder de Liszt como si ya los conociéramos (los conozcamos o no), sin el menor esfuerzo por nuestra parte tampoco. Obviamente, Heide también pone de su parte, desde el conocimiento profundo de las partituras y, diríamos también, desde la pasión que pone en todos sus proyectos.

Por si ustedes, amables lectores, necesitan más argumentos para correr a escuchar este disco, permítanme que les destaque algunas de las piezas. Resulta que Krimmel es también un excelente narrador, y no tienen más que escuchar la canción que abre el CD, Es war ein König von Thule o Die Loreley para comprobarlo; Freudvoll und Leidvoll es el único de los de Goethe no popularizado antes por Schubert (a quien Liszt adoraba, un motivo más para escucharle), y es una canción hermosísima magistralmente interpretada; oímos las palabras Im Rhein im schönen Stromen y pensamos en Schumann y su Dichterliebe, pero la versión de Liszt es magnífica, y mientras Heide nos lleva por el Rin con su piano, Krimmel nos emociona con su recogimiento. Y si están pensando que les da algo de pereza la exuberancia del compositor (mantenida en su justa medida por los intérpretes), escuchen bellezas sobrias como Gebet o Einst, por citar dos de las canciones desconocidas, o como Der du von dem Himmel bist, entre las más conocidas.

Ojalá Daniel Heide siga con su empeño de grabar los Lieder completos de Liszt y siga también fichando a cantantes de esta categoría, porque la serie puede acabar siendo impresionante.

Sílvia Pujalte Piñán

62
Anterior GUINOVART: Alba Eterna.
Siguiente JANÁCEK: Jenufa.