Música clásica desde 1929

Discos recomendados de Ritmo

En esta sección encontrará los 10 discos que la revista RITMO recomienda cada mes, clasificados por meses y por su orden de recomendación del 1 al 10. Se archivan los recomendados desde junio 2011, para ver anteriores ir a "Ritmo Histórico".
Haciendo "clic" en el título de cada disco o sobre la foto, accederá a su ficha y a la crítica publicada en Ritmo y, cuando es posible, a las diferentes tiendas donde podrá adquirir el disco físico, o a las plataformas digitales desde donde podrá escucharlo en "streaming" o descargarlo online.

Ritmo FEBRERO 2016 - Núm. 893

CONCIERTO DE AÑO NUEVO 2016

Obras de STOLZ, J. STRAUSS II, ZIEHRER, E. STRAUSS, etc. Wiener Philharmoniker / Mariss Jansons.  
Sony, 88875174772  (2 CDs)



La crítica

Editado antes del DVD y Blu-ray con idéntico contenido, del que daremos cuenta en el próximo número de marzo, quizá el formato con solo el audio, que hace menos justicia al dorado espectáculo matutino del 1 de enero, donde se concentra solo y exclusivamente la música, sin la aparatosa realización de televisión, no desvíe la atención del oyente hacia floreros visuales. Lo que hay aquí es la música, nada más. Una música, ya se sabe, que es especial. El elegido para esta ocasión fue Mariss Jansons (no ha sido la primera vez), un maestro de primera, de enorme clase, que activó el tradicional concierto muy dado a una rutina de élite. En programa, cosas raras como España de Waldteufel o dos Strauss con los Wiener Sängerknaben (Niños Cantores de Viena), que harían babear a las abultadas billeteras del patio de butacas de la Sala Dorada. Jansons dejó momentos de elevadísimo nivel (habría que recordar que Mehta dejó un extraño sabor de boca en 2015), como la obertura de Eine Nacht in Venedig, Sphärenklänge Op. 234 o el turbador vals Die Libelle de Josef Strauss. El Vals del Emperador rozó en ciertos momentos algo de cursilería, pero fue extraordinario, como el Danubio Azul, de fraseo hipnotizador. La Marcha Radetzky, la más apagada de hace décadas, quizá por los impacientes y ricachones espectadores, que aplaudieron descompasados desde la primera nota.

Gonzalo Pérez Chamorro

956
Anterior BRUCH: Concierto para violín n. 1. LALO: Sinfonía Española. SARASATE: Aires gitanos.
Siguiente R. STRAUSS: Elektra.