Música clásica desde 1929


Un punto de encuentro de actividades musicales con artistas, instituciones y gestores


Van Cliburn International Piano Competition

Las olimpiadas del piano celebran su 60 aniversario

Julio 2022

Los mejores pianistas emergentes del mundo (de 18 a 31 años) acuden a Fort Worth cada cuatro años, para competir por la Medalla de Oro en el Concurso Internacional de Piano Van Cliburn, ante la audiencia en vivo (y una audiencia global online, que este año reunió a más de 9 millones de espectadores de 170 países).

Con un año de retraso debido a la pandemia mundial, del 2 al 18 de junio, los ojos de la música clásica fijaron, de nuevo, su mirada en Fort Worth, la ciudad texana anfitriona de los llamados Juegos Olímpicos del piano, que comenzaron su andadura en 1962 en honor del célebre y virtuoso pianista Van Cliburn, y su visión de usar la música para romper fronteras. Es fácil dejarse llevar por la emoción olímpica y el ambiente festivo que se respira en la ciudad que fue puerta de entrada al Viejo Oeste, durante la celebración de la decimosexta edición del icónico The Cliburn. Mensajes en vallas publicitarias y autobuses. El enorme mural de un teclado de brillantes colores del artista DAAS en la pared de S. Main St., con los fans a la puerta en busca de autógrafo y selfie con su favorito, las cámaras siguiendo a los concursantes, los pasos de peatones pintados como un teclado en el cruce al Bass Hall. La Gran Final y la ceremonia de entrega de premios seguida de forma simultánea por miles de personas en la gran pantalla instalada en Sundance Square. Toda la comunidad local parece volcada con esta gran olimpiada pianística, que este año celebró sus 60 años de historia.

Los jóvenes competidores son acogidos en familias anfitrionas, y el público local comparte la sala del Bass Hall con periodistas extranjeros, profesores de piano, managers, profesionales de PR y familiares y amigos que vienen de diferentes partes del mundo; en el bar, se sirven cócteles con el nombre de The virtuoso, Cadenza… Y, por supuesto, en la Cliburn Shop del vestíbulo, donde los ganadores anteriores nos observan desde sus carteles, abundan tazas, llaveros, velas, gafas, camisetas con autógrafos de los participantes y otros souvenirs  de la Competición.

Eventos gratuitos

Además, en esta ocasión se multiplicaron los eventos gratuitos; los niños asistieron a su propio festival familiar con dos conciertos especiales (Cliburn Kids), y jóvenes pianistas de la PianoTexas International Academy tuvieron la oportunidad de asistir a masterclasses y tocar para los miembros del jurado internacional; se proyectó el documental The Conductor, sobre la presidenta del jurado, Marin Alsop, y se celebraron recitales gratuitos de algunos de los competidores no finalistas y hasta tres simposios durante la última semana del concurso con importantes artistas e instituciones líderes de la música clásica.

Desafiando la presión para prohibir la presencia de artistas rusos y fiel a su misión como institución que apoya los artistas y al legado de Van Cliburn, que ayudó a tender un puente entre potencias en plena Guerra Fría, The Cliburn contó con la participación de 6 pianistas rusos, porque tal y como afirmó su presidente y director ejecutivo, Jacques Marquis: “No hacemos distinción entre artistas en función de su nacionalidad, género o etnia y apoyamos firmemente a la comunidad musical de todo el mundo en su compromiso con estos ideales”.

Jurado excepcional

Un jurado excepcional y difícil de reunir en cualquier otra competición, compuesto por algunos de los mejores pianistas de la actualidad, como Jean-Efflam Bavouzet, Stephen Hough, Andreas Haefliger, Rico Gulda, Anne-Marie McDermott, Lilya Zilberstein, Alessio Bax, Orli Shaham y Wu Han, eligió a los ganadores de esta decimosexta edición.

El pasado 18 de junio, la presidenta del jurado Marin Alsop anunciaba en el Nancy Lee and Perry R. Bass Performance Hall como Medalla de Oro al ganador más joven de la historia del concurso, el surcoreano Yunchan Lim, de quien dijo: “Ha sido inspirador presenciar un talento de la magnitud de Yunchan a lo largo de estas tres últimas semanas, pero particularmente en su espectacular interpretación del Concierto para piano y orquesta n. 3 de Rachmaninov demostró que con solo 18 años ya exhibe una profundidad excepcional y una técnica deslumbrante”. Yunchan Lim se alzó, además, con el Premio del Público presentado por medici.tv y el Premio a la mejor interpretación de una obra nueva, encargo del concurso a Stephen Hough, con el que sumó un premio en efectivo de 7.500 dólares a los 100.000 como Medalla de Oro. Las Medallas de Plata y Bronce fueron para la pianista rusa Anna Geniushene y para el ucraniano Dmytro Choni. Además de los premios en efectivo, los medallistas recibieron un paquete integral y personalizado de gestión artística de su carrera, que incluye tres años de reservas de conciertos, lanzamiento de grabaciones comerciales y un paquete promocional completo.

por Lorena Jiménez

https://cliburn.org

Foto: Marin Alsop dirigiendo al pianista surcoreano Yunchan Lim, ganador del XVI Van Cliburn International Piano Competition.
Crédito: © Ralph Lauer

139
Anterior Les Connivences Sonores