Música clásica desde 1929

Discos recomendados de Ritmo

En esta sección encontrará los 10 discos que la revista RITMO recomienda cada mes, clasificados por meses y por su orden de recomendación del 1 al 10. Se archivan los recomendados desde junio 2011, para ver anteriores ir a "Ritmo Histórico".
Haciendo "clic" en el título de cada disco o sobre la foto, accederá a su ficha y a la crítica publicada en Ritmo y, cuando es posible, a las diferentes tiendas donde podrá adquirir el disco físico, o a las plataformas digitales desde donde podrá escucharlo en "streaming" o descargarlo online.

Ritmo DICIEMBRE 2016 - Núm. 902

WAGNER: Die Walküre (Acto I).

Kollo, Bundschuh, Tomlinson. Orquesta Filarmónica de Londres / Klaus Tennstedt.
LPO, 0092 (CD)



La crítica

TORRENCIAL ORATORIA

El sello propio de la Filarmónica londinense extrae de su océano radiofónico un nuevo y notorio capítulo en la corta biografía discográfica de ese gigante que fue Klaus Tennstedt. Aunque sus discos no tienen fecha de origen ni de caducidad, el que nos ocupa data de 1991 (en vivo), o lo que es lo mismo, le restaba poco más de dos años para que la enfermedad lo enmudeciera. Aquí su estilo (discernible entre mil) y la habitual legibilidad de su firma parece algo emborronada, pues el desequilibrio del registro es patente, resonando incluso enmarañado en los momentos más tumultuosos, con metales y percusión cercana y una cuerda distante. Pese al encharcamiento ingenieril, sus valores artísticos y de puro coleccionismo son indiscutibles, ya que resulta imposible encontrar exploraciones operísticas dentro del legado de este obsesivo pesimista, que tan bien representó la victoria del oficio sobre la técnica y de la artesanía sobre la industria.

Este Wagner (no tan extravagante y mágico como aquel que grabara en imágenes en 1988, puesto que aquí el texto parece contenerlo en singularidad) posee aromas de western clásico. Dirección contemplativa y arrebatadora, de gran riqueza expresiva, tempi paladeados y dragada por fructíferos rubatos. Su pincel mancha de colores otoñales toda la partitura, sujeta a un fraseo romántico y sentimental, pero a la vez vigoroso, capaz de esbozar una vaporosa atmósfera de cuento de hadas. Como todos los grandes profetas del oficio, de repente decide frenar, recrear la vista en la inmensidad del paisaje (como cuando el cello se queda solo en la escena inicial) y pregonar que fue la música la que inventó el silencio. Lo mejor de este nuevo fósil sonoro son las personalísimas e hipnóticas transiciones orquestales entre texto y texto, verdaderos torrentes de elocuencia (¡qué forma de bosquejar el adiós de Hunding y el posterior monólogo de la espada!).

Algo de ese hombre solitario y escondido que fue Tennstedt, parece impregnar a la madura pareja de welsungos. A un  Kollo con muchas tablas pero en su ocaso vocal le cuesta ya apianar (nunca anduvo cómodo con los harapos de spinto que luce Siegmund), arrastrando a veces las notas pese a su arrojo y flemático fraseo (que largo se le hace ese elástico Winterstürme donde Tennstedt se trasviste de Leonard Bernstein). La estupenda Eva-Maria Bundschuh, de poderoso metal y fusco timbre (otra sentenciada al ostracismo de la RDA), es una Sieglinde crédula y hogareña, muy a lo heroína de John Ford (peñascoso porte wagneriano). Tomlinson rezuma juventud y fortaleza con sus resonancias de ultratumba. Su habitual tosquedad y aspereza, aquí le viene de perlas al mancillado Hunding. El vendaval del dúo final deja patente la unicidad de esta añorada y trágica batuta.

Javier Extremera

621
Anterior ALL YOU NEED IS BACH.
Siguiente RODRIGO: Canciones con acompañamiento de guitarra.

Selector de temas