Música clásica desde 1929

Discos recomendados de Ritmo

En esta sección encontrará los 10 discos que la revista RITMO recomienda cada mes, clasificados por meses y por su orden de recomendación del 1 al 10. Se archivan los recomendados desde junio 2011, para ver anteriores ir a "Ritmo Histórico".
Haciendo "clic" en el título de cada disco o sobre la foto, accederá a su ficha y a la crítica publicada en Ritmo y, cuando es posible, a las diferentes tiendas donde podrá adquirir el disco físico, o a las plataformas digitales desde donde podrá escucharlo en "streaming" o descargarlo online.

Ritmo Marzo 2021 - Núm. 948

KODÁLY: Sonata para violonchelo Op. 8; Dúo para violín y violonchelo Op. 7. LIGETI: Sonata para violonchelo.

Gabriel Schwabe, cello; Hellen Weiss, violín.
Naxos 8.574202 (CD)



La crítica

La Sonata de Kodály es una de las más extraordinarias composiciones del autor húngaro e, incuestionablemente, una piedra angular del repertorio para violonchelo del siglo XX. Prueba inmediata de ello es el extenso número de registros dedicados a ella. El joven violonchelista alemán Gabriel Schwabe, nacido en 1988 y cuya trayectoria está avalada por prestigiosos galardones, ofrece una formidable recreación. Técnicamente deslumbrante, con un sonido caracterizado por una especial densidad y precisión, en su tratamiento se combina ejemplarmente el dramatismo de la pieza, escrita en el mismo umbral de la Gran Guerra, con el firme modelo estructural que el indefectible modelo bachiano proyectó sobre la escritura de Kodály. Injustamente oscurecido por ésta, el Dúo para violín y violonchelo es otra magna partitura donde el diálogo tímbrico y los ecos folclóricos están activados por un ímpetu de estremecedor lirismo. 

Si en la Op. 8 se pueden elegir aproximaciones de mayor inmediatez expresiva, como la de Weilerstein (Decca), tanto en este caso como en el de la Sonata de Ligeti, una pieza temprana cuya inclusión sirve para iluminar el potencial de futuro de aquellas, la competencia discográfica es mucho menor, y tanto Schwabe como la violinista Hellen Weiss ofrecen unas versiones irreprochables, que trasladan sus cambiantes atmósferas con prístina claridad. Un disco excepcional para reencontrarse con unas músicas de conocimiento obligado.

David Cortés Santamarta

172
Anterior FRITZ REINER: EL ÁLBUM COMPLETO DE LA COLECCIÓN COLUMBIA.
Siguiente SCHUBERT: Die schöne Müllerin.

Selector de temas