Música clásica desde 1929

 

Críticas seleccionadas de conciertos y otras actividades musicales

 

Crítica / Sensibilidad y madurez de Mahúgo - por Alberto Rodríguez Molina

San Lorenzo De El Escorial - 07/06/2024

El renombrado clavecinista, afincado en Madrid, Yago Mahúgo, volvió a aparecer en el Real Coliseo de San Lorenzo de El Escorial – maravilloso teatro para un recital de clave construido por orden de Carlos III– después de varios años ausente inaugurando un ciclo llamado “Raíces Barrocas”, cuidadosamente programado por la Fundación Più Mosso.

El concierto fue muy contrastante: la primera parte presentó música versallesca, mientras que la segunda se centró en nuestra música española, incluyendo tres fandangos muy conocidos del repertorio. Tuvo la mala fortuna el intérprete de tener que competir con un evento deportivo de primer orden, pero aún así, el público respondió con una más que aceptable entrada dadas las circunstancias.

En la primera parte, Mahúgo dejó claro el porqué es considerado un gran intérprete de clave a nivel mundial, especialmente en música francesa. Su facilidad para transmitir y evocar el sentimiento de estas piezas – junto con el fraseo y la siempre complicadísima ornamentación – hacen de él un magnífico solista. Es obligatorio destacar su interpretación de las dos obras de Royer (La Zaïde y L’Aimable) de gran belleza y dificultad expresiva donde Mahúgo nos descubrió su gran sensibilidad y madurez crítica en dos piezas que, por lo general, en muchas grabaciones actuales siguen resultando demasiado ingenuas, románticas y pueriles.

La segunda parte, nos acercó al sonido popular con las castañuelas de los fandangos después de tanta intelectualidad francesa. No podía faltar el del Padre Antonio Soler, el fraile del Monasterio sito a escasos 100 metros del teatro y que tan bien conoce el público. Muy interesante finalizar la pieza abruptamente para concluirla con un preludio muy lento a modo de postludio del propio Soler dejándonos con sensaciones encontradas después de más de 10 minutos generando tensión. Intérprete y obras se llevaron una gran ovación final del público.

Para concluir, cerró el círculo con tres propinas, volviendo a la música francesa con marchas versallescas: Marcha de Gris-vetûs de François Couperin, La Japonnaise de Christophe Moyreau y La Marche des Scytes de Pancrace Royer, que es uno de los rondeau más brillantes y largos del repertorio clavecinístico francés, que volvieron a demostrar la precisión técnica de Mahúgo unido a la enorme cantidad de fraseos  y articulaciones que hicieron "hablar" al clave. El magnífico clavecín que utilizó Mahúgo para el concierto es una copia de un clave francés de Pascal Taskin que brillantemente reprodujo el luthier americano Keith Hill.

En resumen, un recital de los que se ven pocas veces y que dejará un gran recuerdo en los que asistimos al concierto.

Alberto Rguez. Molina

 

Yago Mahúgo, clave

Obras de F. Couperin, P. Royer, D. Scarlatti, A. Soler y L. Boccherini

Real Coliseo Carlos III de San Lorenzo De El Escorial.

1 de junio de 2024

80
Anterior Crítica / Fragmente Stille an Diotima, de Luigi Nono, por el Arditti - por Ramón García Balado
Siguiente Crítica / Xornadas de Música Contemporánea caleidoscópicas - por Ramón García Balado