Música clásica desde 1929


Un punto de encuentro de actividades musicales con artistas, instituciones y gestores


Juan Manuel Ruiz

La composición reflexiva

Diciembre 2022

Viene de hacer un doblete en su tierra natal, eso de “nadie es profeta en su tierra” con usted afortunadamente no se cumple…

Nunca he pretendido ser profeta. Eso lo dejo para otros… (risas). Los eventos de los pasados 18 y 19 de noviembre en Las Palmas de Gran Canaria han sido, respectivamente, el estreno canario de mi cantata sinfónico-coral Shibboleth y la Sesión Pública solemne de mi incorporación como Académico Correspondiente de la RACBA. Programados una semana después del comienzo de la pandemia, fueron cancelados y ha sido ahora cuando se han dado de nuevo las circunstancias favorables para su realización. Tengo que agradecer el sumo interés e implicación mostrados tanto por el equipo responsable de la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria como por el de la Real Academia Canaria de Bellas Artes de San Miguel Arcángel para su materialización. Por otro lado, nunca he perdido el vínculo con Canarias, donde se estrenaron mis primeras obras. Muchas de ellas tienen ese “componente telúrico” propio de mi tierra.

¿El estreno de Shibboleth en Canarias ha supuesto un hito en su carrera?

Me hacía especial ilusión dar a conocer Shibboleth en Las Palmas. Trabajar con el Coro y Orquesta Filarmónica de Gran Canaria, que presentan un altísimo nivel musical, ha sido una experiencia muy gratificante. La colaboración (muy cercana e intensa) con el maestro Josep Gil en la dirección, y con Luis García Santana en la preparación del coro, quienes han asimilado profundamente el mundo sonoro subyacente a la partitura, ha dado como resultado una versión renovada e impactante de la obra. Basada en un texto del poeta Diego Valverde Villena, Shibboleth abrió la temporada de conciertos en el Auditorio Nacional de Música de Madrid en septiembre de 2016, interpretada por la ORCAM y el Coro de RTVE bajo la dirección del maestro Víctor Pablo Pérez, siendo los artífices de un magnífico trabajo en su estreno absoluto.

No sé dónde hay más valor, si en estrenar una obra o en que una obra recientemente estrenada se reponga…

Mis obras, sobre todo orquestales, que han sido estrenos fruto de encargos importantes, como el de Nebula, por el 23 Festival de Música de Canarias; Travesía sonora, para guitarra y orquesta, por el XIII Festival Internacional de Guitarra de Canarias; Shibboleth, encargo de la Fundación ORCAM o Balcánicas, estrenada en el Concierto Día de Canarias de 2006, han seguido su propio recorrido debido a la fortuna inesperada de contar con el particular interés de directores de la talla de Leonard Slatkin, Gerd Albrecht, Maximiano Valdés o Víctor Pablo Pérez a la hora de programarlas con distintas formaciones sinfónicas. Estas reposiciones, desde luego, son prácticamente un milagro si tenemos en cuenta la especial coyuntura en donde nos movemos habitualmente los compositores actuales.

¿En qué momento actual se encuentra el compositor Juan Manuel Ruiz?

Me considero un compositor reflexivo en mis planteamientos y constante en mi trabajo creativo. Mi experiencia y diversidad de intereses trazan el camino a seguir en cada momento. Mis inquietudes, tanto musicales como culturales, son muy variadas, y creo que esto se refleja de alguna manera en mis propuestas. Quizá el haber nacido en un entorno de artistas plásticos tiene mucho que ver con ello y determina, en gran medida, la flexibilidad y el lenguaje de cada composición. Siento que me queda todo por hacer, y seguir transitando vías inexploradas es mi máxima. Tengo especial preferencia por el gran formato sinfónico, ya que me permite mostrar más eficazmente los conceptos de naturaleza expansiva inherentes a mis obras, sin dejar de abordar la música para otros medios. Actualmente sigo implicado con el gran formato. Acabo de adaptar para éste dos obras que originalmente eran camerísticas, pero que en las nuevas versiones orquestales adquieren su perfil idóneo. También estoy comenzando una nueva composición sinfónica cuya temática está muy relacionada con mi lugar de origen.

Pero su presencia en Canarias también se ha debido a un importante nombramiento…

Sí, ha sido la Sesión Pública solemne de mi incorporación a la Real Academia Canaria de Bellas Artes de San Miguel Arcángel, Corporación a la que tengo el honor de pertenecer desde 2011 como Académico Correspondiente. En este emotivo acto, realizado en el Salón Dorado del Iltmo. Gabinete Literario de Las Palmas, leí mi discurso Claves conceptuales y arquetipos sonoros, donde desgloso mi ideario estético y compositivo. La laudatio fue debida al Académico de Honor Excmo. Sr. Dr. D. Guillermo García-Alcalde. Recuerdo aún el sorpresivo mensaje enviado aquel año por el muy añorado y desaparecido Dr. D. Lothar Siemens Hernández proponiéndome la aceptación de este nombramiento. En recuerdo a su memoria, y en correspondencia a la RACBA por este reconocimiento, he escrito mi obra El Pasillo, para soprano y piano, inspirada en un poema de mi padre, el pintor Manuel Ruiz, y que tuvo su estreno absoluto en el evento por la soprano Judith Pezoa y el pianista Óliver Curbelo.

por Gonzalo Pérez Chamorro

http://juanmanuelruizcompositor.blogspot.com

Foto: Tras el estreno de Shibboleth con la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria, Juan Manuel Ruiz recibe los aplausos del público.

109
Anterior Jesse Passenier
Siguiente Sabine Weyer & Dimitri Maslennikov