Música clásica desde 1929

Estreno mundial de la nueva producción de Jaume Plensa del Macbeth de Verdi en el Liceu

10/02/2023

Por primera vez, el artista Jaume Plensa se encarga de la dirección escénica de una ópera y se estrena con la nueva producción de Macbeth de Verdi, que se podrá ver desde el 16 de febrero hasta el 3 de marzo en el Gran Teatre del Liceu. Este estreno mundial, producido por el Teatre, significa la consecución de un doble sueño para el artista: volver a los teatros con un proyecto personal en condiciones óptimas y resolver la deuda contraída con su título más deseado. 

A partir de la unión de diversas disciplinas, como la escultura o la proyección, Jaume Plensa busca reinventar el imaginario de Macbeth para crear un mundo onírico y envolvente. El estreno mundial pretende convertirse en una producción de referencia.

La producción

La versión de Macbeth que plantea Plensa quiere ser, en el plano estético, un goce total para los sentidos, porque persigue transformar el horror del argumento en un marco de fantasía y alucinación. Realmente es muy difícil encontrar nuevas capas de significado profundo en el texto de Macbeth: el drama de William Shakespeare ha sido analizado y revisado muchísimas veces, y todos sus temas son perfectamente conocidos, desde el castigo que recibe la ambición desmedida hasta la fatalidad del destino, pasando por la recomendación de no seguir las malas influencias.

Con la colaboración en la dirección de escena de Leo Castaldi, el universo Plensa, pues se desarrolla en todos los cuadros de la ópera e incluso planea por el escenario con frases y palabras diseñadas con una tipografía especial que van subrayando la acción. De hecho, el artista plástico Jaume Plensa corrobora que la ópera es el arte total: “estoy trabajando con un equipo multidisciplinario extraordinario, cuando entras aquí flotas. Y es verdad que la ópera tiene ese componente magnético que estoy entusiasmado de volver a recuperar”. 

La versión de Verdi, a partir de un libreto de Francesco Maria Piave, apenas se atrevió a tocar nada de la obra original: las diferencias más relevantes entre un texto y el otro afectan a la extensión – la ópera es más breve y elimina escenas por necesidades de tiempo– y el papel de Lady Macbeth, secundario para Shakespeare, pero protagonista en Verdi, dado que la ópera romántica siempre necesita sopranos dramáticas de gran impacto emocional. Más allá de esto, Macbeth es una historia tan compacta que deja poco margen para nuevas lecturas. Por tanto, Plensa no ha pensado en deconstruir Macbeth, sino en construir la ópera con unos nuevos trajes. 

La escenografía, que es uno de los puntales artísticos y estéticos de la producción, interpone conceptos antónimos: el vacío y el lleno. Plensa, con la colaboración del escenógrafo Marc Salicrú, ha diseñado un juego escénico con elementos propios de su obra (Hécatas y nómads, entre otros). La escultura, por ejemplo, tiene un papel central en la primera escena, el encuentro de Macbeth y Banco con las brujas mientras están volviendo al castillo del rey Duncan: una gran pieza de metal, que simboliza un trono –al que aspira un Macbeth ambicioso–, también funciona como acantilado.

En otros pasajes, la escenografía física desaparece, y la fuerza visual recae tan sólo en los propios cantantes, son ellos mismos los que aportan corporeidad a la escena. Por eso la escenografía está intrínsecamente ligada a la iluminación. En las secuencias introspectivas, como el primer monólogo y aria de Lady Macbeth o su escena de insomnio al final de la ópera, están caracterizadas por el juego de luces diseñado por Urs Schönebaum para crear una sensación de irrealidad, de presencia de fuerzas irracionales, y por el añadido de capas de contenido a través de proyecciones en un telón de fondo. 

Generalmente, en la ópera, la danza no es la protagonista. Sin embargo, en el Macbeth que propone Plensa hay un grupo de veintiún bailarines profesionales de todo el mundo que aportan identidad y que tienen mucho valor dentro de la producción. El coreógrafo Antonio Ruz se ha encargado de introducir un universo propio inundado por el movimiento y la danza. Es así como no sólo hay bailarines en secuencias específicas como “Il ballo” o “Ondine e Silfide dall ali candide” sino que están ahí durante toda la obra y dialogan con el coro y los cantantes.

Uno podrá darse cuenta, además, de que el papel de los bailarines en la producción, además, es muy diverso porque representan a la sociedad, al coro, al pueblo o los soldados. También son seres fantásticos, brujas o sílfides. Además, también puede ser la representación de las emociones de cada protagonista. Ruz trabaja y crea fijándose siempre en la parte orgánica del movimiento del cuerpo y con esa premisa transforma toda la dramaturgia de la producción. Lo ha logrado haciéndose una pregunta: "¿Cómo se mueve un cuerpo fantástico en un bosque de seres mágicos y brujas?" La respuesta radica en la partitura y en la propuesta de Plensa, que es mental, psicológica y abstracta... todos ellos, conceptos muy vinculados con la danza contemporánea. 

Mención aparte pide el vestuario, diseñado por Jaume Plensa, con la colaboración de Nadia Balada, que transforma a los personajes en estilizadas esculturas de acuerdo con su estilo más puro. Así, esta producción nos ofrece una condensación de estímulos estéticos de una gran belleza y originalidad, un envoltorio sublime pensado para acompañar la belleza de la partitura y reforzar el imaginario –onírico, ensangrentado, profético y moralizante– de la historia de Shakespeare hacia la que Verdi sentía tanta admiración. 

Macbeth también es posible gracias a su estrecha colaboración con el estudio del artista, Plensa Studio Barcelona, que ha contado con la coordinación imprescindible de Joan Samper. En palabras de Jaume Plensa: "todo el equipo me ha ayudado a definir mis sueños, y poder coreografiar el espacio y pasar el lenguaje al mundo teatral". 

El reparto 

Tanto por su estructura dramática como por el estilo de composición, Macbeth es una ópera que pertenece a la época del bel canto: cada escena está generalmente dividida en un recitativo, un aria –o un dúo– y una cabaletta o un coro final, lo que implica que Verdi debe tener que escribir para voces de una gran flexibilidad técnica, capaces de afrontar las acrobacias vocales más difíciles. Ahora bien, en otros muchos aspectos, esta ópera se quiso apartar de las convenciones de un estilo que ya empezaba a estar pasado de moda, y así, el personaje de Lady Macbeth, lejos de estar escrito para una soprano lírica, está concebido para una voz más poderosa de soprano dramática: Verdi no tenía la intención de crear la sensación de fragilidad o inocencia, sino de describir musicalmente a una mujer que piensa como un genio del mal. 

Para caracterizar personajes de tal profundidad psicológica, pues, hay que disponer de un equipo que sepa combinar con la misma eficiencia la actuación y el canto, y en este aspecto esta nueva producción presenta un elenco solvente y espectacular empezando por Sondra Radvanovsky, la gran soprano spinto de los últimos años, que lleva cantando con éxito el rol de Lady Macbeth desde hace varias temporadas. Ekaterina Semenchuck, una mezzosoprano de voz densa también interpretará a Lady Macbeth en el segundo reparto. Con ellas –junto a Alexandrina Pendatchanska, que cantará una única función el 1 de marzo– también tendremos dos grandes barítonos en el rol de Macbeth: el italiano Luca Salsi y el serbio Željko Lučić. Otro papel central de la ópera, Banco, lo cantarán los barítonos de larga trayectoria Erwin Schrott y Simón Orfila. El personaje de Macduff será interpretado por Francesco Pio Galasso y Celso Albelo dos voces siempre eficientes que apoyarán a un elenco de primer nivel, y que dirigirá desde el foso el reconocido maestro Josep Pons con el objetivo de extraer todo el color orquestal de la partitura. 

Equipo artístico 

Dirección de escena, escenografía y vestuario: Jaume Plensa

Coreografía: Antonio Ruz

Iluminación: Urs Schönebaum

Colaboración en la dirección de escena: Leo Castaldi

Colaboración en el vestuario: Nadia Balada

Colaboración en la escenografía: Marc Salicrú

Construcción de las paredes y estructura de la escenografía: Delfini Group

Construcción de los elementos escultóricos (Nómad, Hécatas, cabezas de malla, árboles y siluetas): Tecmolde

Construcción letras: Jorba-Miró Taller de escenografía

Confección del vestuario: Vestir la época

Reproducción del jefe hiperrealista: Kreat

Realización vídeo (Si colme il calice): Joan Rodón

Construcción esfera y lámparas de luz: Cube Peak

Servicios de ingeniería: Thinking Engineering

Asistencia a la dirección de escena: Emilio López

Asistencia al proyecto: Joan Samper/ Ariadna Vila (Plensa Studio Barcelona)

Asistencia a la coreografía: Èlia Lopez

Asistencia a la dirección musical: Rodrigo de Vera

Maestros asistentes musicales: Véronique Werklé, Daniela Pellegrino, David-Huy Nguyen-Phong, Jaume Tribó

Exposición 

En el marco del estreno mundial de la ópera de Macbeth de Verdi dirigida por Jaume Plensa, el Gran Teatre del Liceu acoge una instalación del propio artista. Tres figuras humanas en posición sentada de casi dos metros de altura ocuparán el centro de la Sala Miralls durante el tiempo que la ópera esté en cartel. 

Son tres esculturas propias de la iconografía plensiana, tres Nómads que, sentados con los brazos abrazándose las propias piernas se sientan en círculo y meditan conjuntamente. Dentro de la obra de Jaume Plensa, la volumetría, la perspectiva y el silencio se dan la mano para crear atmósferas que apelan a una interpretación pausada de la vida, que se aleja del ruido y la prisa. Esa misma sensación es la que evocan las tres esculturas, que dialogan también con uno de los espacios más emblemáticos del Liceu.

Macbeth en el Liceu+ LIVE 

En el marco del 175 aniversario, el Liceu lanza el Liceu+LIVE, un abono digital que permitirá ver espectáculos en directo y en alta calidad. Tras el éxito de Il trovatore, de Il trittico y de Tosca, llega Macbeth que será el 25 de febrero de 2023, y su posterior versión editada. 

Liceu+ LIVE cuenta con la máxima calidad de imagen y audio: 7 cámaras 4K y sonido compatible con Dolby 5.1 que harán del visionado una experiencia única. 

En su versión en directo, la retransmisión cuenta con un maestro de ceremonias, un chat en vivo y la opción de subtítulos en catalán, castellano, inglés y el idioma original de la ópera. Unos días después del directo, Liceu+ LIVE pone a disposición la edición Premium, disponible durante dos temporadas, para ser visualizada tantas veces como se desee. Esta versión incorpora nuevas funcionalidades como la realización/visualización multicámara, seguimiento de la partitura en paralelo a la representación, comentarios artísticos de directores o la opción de ver la ópera por acto. 

El precio del abono digital es de 60€/temporada. Los abonados actuales presenciales del Liceu tienen un precio especial de 30€ durante la primera temporada de suscripción.

El proceso de creación de Plensa, en un documental en CaixaForum+ 

El Gran Teatre del Liceu y la Fundación” la Caixa” mantienen un acuerdo de colaboración en el marco de la nueva plataforma online CaixaForum+. Gracias a esta colaboración se ha trabajado conjuntamente en la creación de un documental que realiza un seguimiento de Jaume Plensa como creador del universo que ha creado por el Macbeth de Verdi. El documental, de 50 minutos de duración, permitirá descubrir cómo Plensa imagina la ópera, cómo se emociona, cómo trabaja y cómo vive este proceso a lo largo de ocho meses. El documental empezó a grabarse el pasado mes de junio coincidiendo con las primeras conversaciones, se adentra en los ensayos con músicos y bailarines, nos descubre cómo va tomando forma la escenografía y finalizará con el estreno y la recepción de la producción.

El documental, a cargo de la productora Bas (Broadcaster Audiovisual Services) y dirigido por Pedro Ballesteros, se estrenará en CaixaForum+ en primavera. Se añadirá a otros contenidos del Gran Teatre del Liceu que también se encuentran en la plataforma. Ya se trabaja en un nuevo proyecto para documentar el proceso de trabajo en torno a Alexina B. Además, cada temporada se sumarán las grabaciones de algunas de las producciones operísticas más recientes estrenadas en el Gran Teatre del Liceu. Ya se puede disfrutar de montajes que tuvieron un gran éxito en estos últimos años como Aida, Norma o Rigoletto.

 

Foto. Equipo artístico y responsables del Liceu durante la presentación / © David Ruano

231
Anterior La Camerata Antonio Soler en el 50 Ciclo de Grandes Autores e Intérpretes de la Música
Siguiente Festín musical en el FIAS 2023 con 39 conciertos del 21 de febrero al 30 de marzo

Publicidad

FBE_CNDM_20240327
Ibermusica_Budapest_20240418
FBE_LAuditori_27_OBC21_ConcPianoChopin_20240422-0428
FBC_Lat_10_202404_CD_Naxos_8.559898_Reale
FBE_CaminosUnen_20240401-0629
FBE_Liceu_Midsummer_202400408-0424
FBE_LAuditori_D1_DiscosNoved_OBC-SinfRavel-1_20240214
FBE_Sony_Steinberg_202404
FBC_Lat_6_202404_CD_Naxos_8.574551_Strauss
FBC_Lat_1_202404_DVD_Dynamic_37998_DoktorFaust
FBC_Lat_2_202404_DVD_CMajor_765808_SiegeCorinthe
FBC_Lat_5_202404_CD_Naxos_8.574524-25_Mayr
FBC_Lat_7_202404_CD_Naxos_8.573924_GuerraPeixe
FBC_Lat_3_202404_DVD_CMajor_766308_ManonLescaut